Posteado por: Cocinilla | abril 2, 2010

Estofado de Guinness

En España hacemos las calderetas y estofados con vino, porque es lo que tenemos. Pero en Irlanda, y sobre todo en Dublin, lo que tienen es Guinness, esa cerveza negra, densa, rica en hierro (hasta hace bien poco era costumbre dar una pinta de Guinness a los donantes de sangre después de su donación). Donde fueres, haz lo que vieres, por lo que vamos a probar a hacer un guiso con esta cerveza. Los ingredientes son los siguientes:

  • 1/2 kg ternera cortada en dados (para estofar)
  • 1 cebolla
  • 1/2 pimiento verde
  • 1/2 pimiento rojo
  • 1/2 pimiento amarillo
  • 1 zanahoria
  • 2 tomates
  • 1 puerro
  • 2 dientes de ajo
  • 1 pinta de Guinness (o 2, y te tomas una mientras cocinas 🙂 )
  • 2 hojas de laurel
  • Cominos
  • Hierbas provenzales
  • Sal y pimienta

En un bol ponemos la ternera y la salpimentamos. Añadimos un buen chorro de aceite, un diente de ajo machacado, las hierbas y unos cominos. Damos a todo una vuelta y lo dejamos que macere unos 10-15 minutos.
Cortamos el puerro, la cebolla, el otro diente de ajo, la zanahoria, los tomates y los pimientos en trozos grandes. A mí en estos guisos me gusta que se vea la verdura que comes. Ponemos una sarten al fuego con un chorrito de aceite y cuando esté caliente ponemos la carne. La damos unas vueltas hasta que se ponga oscura y la sacamos. Ponemos en esa misma sartén las verduras, las salpimentamos y las dejamos que se vayan haciendo. Una vez que la cebolla esté transparente lo ponemos todo en una cacerola. Para “limpiar” la sartén vertemos un poco de Guinness con el fuego muy fuerte y añadimos la carne (con todo el jugo que ha soltado) y dejamos que hierva hasta que en el alcohol se evapore (cuando el vapor que sale de la sartén deje de oler a alcohol) En este momento añadimos la carne junto con las hojas de laurel a la cacerola con el resto de las verduras, mezclamos,  añadimos unos 3/4 de la pinta de Guinness y lo tapamos. Si fuese necesario para cubrir todo puedes añadir un poco de agua.
Ahora solo nos queda esperar hasta que la carne quede tierna. Dependiendo de la carne podemos tenerla cocinándose a fuego lento unas 2 horas, tiempo en el que te puedes tomar la otra Guinness 🙂 Lo único que hay que vigilar es que no nos quedemos sin líquido, ya que entonces la carne se pegaría a la cacerola. En mi caso, a la hora y media la carne estaba casi hecha por lo que le quité la tapadera para que la salsa redujese un poco. Como podéis ver, lo acompañé con unas patatas fritas en dados.

Lo peor de esta receta es que después de más de dos horas de trabajo… me lo comí en 5 minutos 😛 ¡Está impresionante!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: